Policiales 04/08/2022 18:02 hs

Mujer e hijo de un primo de Néstor Kirchner, procesados por enriquecimiento ilícito

En el caso de Cecilia Catalina Saade, un fallo de alzada confirmó la acusación. Su hijo, Carlos Jorge Kirchner, fue procesado hoy.

Carlos Kirchner
Carlos Kirchner

La mujer y el hijo de Carlos Santiago Kirchner, primo del fallecido expresidente Néstor Kirchner, quedaron hoy procesados por enriquecimiento ilícito.

La mujer es Cecilia Catalina Saade. Ya había sido procesada por el juez Julián Ercolini y la Cámara Federal confirmó aquel fallo. El hijo es Carlos Jorge Kirchner, procesado hoy. Tanto la confirmación como el nuevo procesamiento lo dispusieron los camaristas Leopoldo Bruglia, Pablo Bertuzzi y Mariano Llorens.

Los consideraron a ambos “partícipes necesarios” del enriquecimiento ilícito de Carlos Santiago Kirchner, primo de Néstor Kirchner y exfuncionario del Ministerio de Planificación Federal, que ya está procesado por este delito. El juez entendió que él no pudo justificar bienes por unos cinco millones de dólares.

Respecto del hijo de ambos, Ercolini había dictado una falta de mérito. El fiscal federal Gerardo Pollicita la apeló y la Cámara le dio la razón.

En cuanto a la mujer, los camaristas dijeron que “el hecho atribuido a la Sra. Saade también abarca la intervención como accionista y autoridad de las sociedades señaladas, que excede el marco de la sociedad conyugal, o ‘comunidad de ganancias”, como había señalado la defensa.

Con respecto a Carlos Santiago Kirchner, los camaristas dijeron que habría incrementado su patrimonio “en forma apreciable e injustificada” por 27.838.263,62 pesos, equivalentes a 5.217.381,26 dólares, computando tanto los bienes adquiridos a título personal, como los que sumó por intermedio de su mujer y las empresas K-Sanc SA y Kjoro Real Estate Investments LLC.

PUBLICIDAD

“Resulta adecuada la conclusión acerca de la ausencia de ahorros de los cónyuges” -dijeron- teniendo en cuenta el valor real del departamento de la avenida del Libertador, valuado en medio millón de dólares, aunque el precio consignado fue de 149.000 dólares.

Los jueces dijeron que “las operaciones realizadas por Saade a partir del 2006 no encuentran sustento en la actividad propia y que tampoco encuentran justificación en los ingresos legítimos de su esposo”.

“La Sra. Saade realizó operaciones que incrementaron el patrimonio del exfuncionario, utilizando fondos que él le proveía y que no tenían origen en los haberes del cargo y/o en otros ingresos legítimos (en principio, alquileres de propiedades y actividad comercial de venta de pinturas), dijeron y enumeraron una larga lista de adquisiciones de propiedades en El Calafate, un vehículo Mercedes Benz y una lancha de más de 25.000 dólares.

Fuente: La Nación/DIB

Comentar esta nota
Más de Policiales